servicios

Osteopatía en Murcia

Osteopatía definición

La osteopatía es un sistema de diagnóstico y tratamiento que trabaja con la estructura y función del cuerpo.

El mantenimiento de una buena función mecánica es esencial para que tengas una buena salud. Los problemas en el marco del cuerpo pueden perturbar el sistema circulatorio o los nervios de cualquier parte y afectar cualquier aspecto de tu salud.

Es por eso que el osteópata trabaja para restaurar la estructura y función del cuerpo a un estado de equilibrio y armonía, ayudándote así a recuperarte en su totalidad.

¿Qué es la osteopatía y qué enfermedades trata?

La osteopatía es una fisioterapia que utiliza un tratamiento práctico no invasivo. Trata de detectar, diagnosticar y tratar las partes dañadas de los tejidos y las articulaciones de tu cuerpo.

Los osteópatas se centran en tu problema agudo, el dolor, antes de investigar la causa raíz de por qué se ha producido este dolor. Su enfoque principal es solucionar la causa subyacente del problema para establecer un alivio a largo plazo.

El lugar en donde aplican estas terapias y tratamientos es en una clínica de fisioterapia como la nuestra. Algunas de las enfermedades o afecciones más comunes que trata son:

  • Dolor de cabeza: El tipo más común de dolor de cabeza se origina por rigidez muscular o distensión articular en el cuello o la región torácica superior.
  • Latigazo cervical: El daño muscular y las lesiones por latigazo cervical pueden contribuir al dolor a largo plazo si no se tratan.
  • Problemas en los hombros: Sentarse frente al ordenador y las ocupaciones sedentarias pueden contribuir a problemas complejos en los hombros.
  • Asma: Los osteópatas no tratan el asma propiamente. No obstante, los pacientes pueden beneficiarse del tratamiento osteopático para aliviar los síntomas relacionados con el sistema musculoesquelético, como el dolor y la tensión muscular, que pueden ayudar a respirar y moverse con mayor facilidad.
  • Problemas de postura: Pueden provocar otras afecciones comunes, como ciática, dolor en la parte superior de la espalda y dolores de cabeza.
  • Síndrome del túnel carpiano: La cirugía no es la única opción, por lo que puedes considerar la terapia manual en el manejo de esta afección.
  • Problemas digestivos: Los adultos no son las únicas personas que sufren problemas digestivos. Los bebés y los niños también pueden responder bien al cuidado osteopático para estas afecciones.
  • Ciática: Puede ser causada por una variedad de problemas diferentes. Un especialista en osteopatía puede ayudarte a identificar la causa subyacente.
  • Dolor de rodilla: Con el tratamiento y los cuidados adecuados, el dolor de rodilla se puede controlar de manera efectiva.

¿Qué hace un osteópata?

La mayoría de las personas, independientemente de su edad o género, sufrirán dolor de espalda o cuello, dolores de cabeza, lesiones deportivas, rigidez, entre otras afecciones.

Los osteópatas pueden ayudar a identificar la causa del dolor o la lesión. Desarrollan un curso de acción seguro y eficaz para controlarlo, de modo que las personas puedan aprovechar al máximo su vida activa.

Esto lo consiguen al identificar la causa de la lesión o el problema y tomar un historial detallado del caso, para finalmente realizar un examen físico completo.

También incorporan una variedad de enfoques diferentes para mejorar la función de cada individuo. Abarcan desde técnicas prácticas de terapia manual (movilización, estiramiento, masaje de tejido profundo, manipulación y punción seca miofascial), hasta dieta en el hogar, prescripción y programación de ejercicios, ergonomía, consejos de estilo de vida y educación del paciente.

También determinan los tipos de técnicas y la frecuencia de los enfoques de tratamiento y manejo. Utilizan evaluación clínica especializada y enfoques de diagnóstico para diseñar un régimen de tratamiento de cuerpo completo que permite que puedas vivir una vida más enérgica y conectada.

Además, estos profesionales se rigen por cuatro principios en los que se basa la osteopatía:

  • El cuerpo es una unidad: cuerpo, mente y alma.
  • La estructura y la función están recíprocamente interrelacionadas.
  • El cuerpo humano es capaz de autorregularse y auto curarse.
  • El tratamiento racional, que se basa en lo anterior.

Tipos de osteopatías

Hay cuatro formas populares de osteopatía que permiten tratar zonas específicas. A continuación, te hablamos de ellas en detalle:

Osteopatía de pubis

El dolor en la parte frontal del pubis, en la ingle o en la parte interna de las piernas, especialmente en el caso de mujeres embarazadas, ocurre debido a cambios posturales combinados con un aumento de la presencia de la hormona relaxina.

Esta hormona hace que todas las articulaciones del cuerpo se relajen en preparación para el nacimiento del bebé. No obstante, a veces son causadas por viejas lesiones y desequilibrios en el área pélvica.

El tratamiento osteopático por lo general implica realinear la pelvis, reequilibrar los ligamentos de las tres articulaciones clave de la pelvis y abordar cualquier problema muscular o articular que pueda haber surgido en la columna vertebral.

Osteopatía visceral

El término visceral significa órganos internos blandos del cuerpo, como el corazón, los pulmones, los órganos reproductivos y digestivos. Este tratamiento consiste en manipulaciones suaves de los órganos internos blandos y los tejidos circundantes para tratar los patrones de estrés detectados.

Esto facilita la función corporal, el sistema de órganos, la circulación de fluidos, el bienestar general y la movilidad.

Osteopatía craneal

Este tipo de osteopatía sirve para evaluar la mecánica de todo el cuerpo. Las técnicas craneales son en particular útiles para sentir profundamente el cuerpo, localizar dónde el cuerpo podría estar soportando los efectos del estrés y las tensiones, y liberarlas.

Esto alivia el dolor y la incomodidad y restaura la facilidad de movimiento de la columna vertebral. A largo plazo, esto puede reducir el desgaste de la columna vertebral.

Se usa a menudo para problemas de sinusitis, dolores de cabeza y lesiones en la cabeza. Es particularmente eficaz para el tratamiento de niños, incluso bebés, con problemas tales como otitis, cólicos, insomnio o traumatismos en el parto.

Osteopatía estructural

La osteopatía estructural está dirigida principalmente a tratar los tejidos que forman la estructura del cuerpo, como los músculos, los ligamentos, las articulaciones y los tendones. Incluye el uso de una variedad de técnicas manuales para ayudar a estirar los músculos y aumentar el rango de movimiento en las articulaciones.

Esto tiene como objetivo contribuir a la mejora del suministro de sangre, a que los órganos funcionen mejor y a ayudar al sistema nervioso.